fbpx

Cómo saber si mi pelo esta sano o dañado

¿Cómo saber si mi pelo esta sano o dañado? Seguro que en alguna ocasión te habrás mirado al espejo para darte cuenta que tal vez tu pelo se está cayendo o notas que el cuero cabelludo te pica muchísimo. Son señales evidentes que tienes algún tipo de problema capilar, pero muchas veces ni nos damos cuenta hasta que el problema está ahí delante. Por ello, antes de llegar a este tipo de situaciones, es importante cuidar del pelo y evaluar si en algún momento sufre cualquier tipo de cambio para que de este modo podamos actuar a tiempo.

Evidentemente, una de las primeras soluciones a las que recurrir para tener un pelo sano será utilizar productos que cuiden nuestro cuero cabelludo y pelo en general, tal y como es el caso de los champús sin sulfatos, pero por otro lado, podemos fijarnos también de forma especial en lo que ahora os explicamos y seguro que daréis con la respuesta a vuestra duda.

Cómo saber si mi pelo esta sano o dañado

Todos tenemos una opinión sobre cómo debe ser un cabello sano, ya sea que valores la longitud, o el volumen y el brillo, dado que estos suelen ser los valores que siempre se resaltan, pero también sabemos qué es lo que caracteriza un pelo dañado, que suele ser un pelo puntas abiertas, con mechones quebradizos o un pelo que en líneas generales se ve apagado; pero cuando nos ponemos a analizar nuestro pelo de forma concreta, es normal que surjan dudas porque tal vez debido al uso de un determinado producto se ve muy brillante cuando en realidad, ese brillo apenas dura 24 horas.

Analicemos entonces, punto por punto, cómo saber si el pelo está sano o dañado, a partir de los factores clave para poder identificar la salud de tu pelo.

Comprueba si pierdes o no mucho cabello

Presta atención a la cantidad de cabello que se cae en la ducha, en la cama mientras duermes o cuando te peinas. Es natural perder parte del cabello todos los días, pero es importante saber si la pérdida es razonable o no.

Si solo pierdes un pequeño puñado de cabello al final del día, es muy probable que tu cabello esté sano, pero en el caso de que notes que tu pelo se cae por momentos, y que además incluso notas algunas clapas o zonas en las que apenas tienes pelo, quizás sea el momento de ponerse en manos de un dermatólogo o experto capilar.

Comprueba si la textura es suave y sedosa

No querrás que tus dedos queden atrapados en una mata de pelo gruesa y enredada cuando los pases por tu cabello. El cabello sano nunca es quebradizo y seco. Por lo general, el cabello largo indica un crecimiento saludable, pero puedes tener un cabello muy largo, dañado y quebradizo. La prueba de fuego entonces es hacer lo que te hemos dicho, mete los dedos entre el pelo y prueba a pasarlos, si corren por el cuero cabelludo sin problema significará que en principio no tienes el pelo dañado, pero si notas que te cuesta pasar los dedos, quizás es que tengas el pelo demasiado reseco y enredado.

Comprueba cómo reacciona tu cabello a la humedad

El clima húmedo puede decirnos mucho sobre el estado de nuestros rizos. Los mechones extremadamente porosos tienen poca resistencia a la humedad. Cuando hay humedad en el aire, estas hebras retienen agua y reaccionan encrespándose.

El cabello adquirirá su textura natural cuando se enfrente a una humedad excesiva. De este modo, si tus mechones son naturalmente rígidos, permanecerán así, y si son rizados, se rizarán todavía más, pero debes comprobar además si debido a esa humedad, el pelo se encrespa más de la cuenta dado que puede ser indicativo de que tu pelo está dañado.

Comprueba si el cuero cabelludo tiene caspa

Es de conocimiento común que la caspa es uno de los signos más obvios de que tu cuero cabelludo está sufriendo. No siempre pensamos en revisar esta zona de la cabeza, pero el color del cuero cabelludo también puede decirnos mucho.

Un cuero cabelludo sano debe tener una pigmentación similar a la de la cara o el resto del cuerpo sin irritación ni enrojecimiento.

Comprueba si tu pelo está quebradizo

Deberías poder arrancarte el cabello sin cambiar su forma natural. Los rizos sanos no se romperán. Nuevamente, perder un poco el cabello es normal, pero si se rompe con demasiada facilidad, no lo hidratas lo suficiente.

Comprueba si tus rizos se ven brillantes

El cabello sano no necesita ser untado con aceites para brillar. Ya es naturalmente brillante y lustroso. Si tu cabello es naturalmente brillante, significa que las cutículas están cerradas y crean una superficie suave donde la luz puede rebotar. Por el contrario, el cabello dañado está apagado.

Comrpueba si tu pelo es flexible

El cabello es naturalmente flexible. De hecho, tu cabello debería poder volver a su estado natural cuando lo estires. Es la característica natural del cabello.

Los mechones que se rompen cuando tiras de ellos son ciertamente la señal más evidente de que te tal vez estás sometido a tu pelo a un estrés excesivo. Cuando el cabello carece de flexibilidad, se rompe con más facilidad.

Comprueba si tu pelo tiene movimiento

En lugar de depender de la longitud y la densidad para saber si tu cabello está sano, necesitas saber si se mueve de forma natural. El cabello sano generalmente tiene más volumen y movimiento que el cabello sobreprocesado o trabajado, que tiende a permanecer fijo.

Comprueba como se desliza el agua por tu pelo

Si tu cabello puede pasar la prueba del agua, probablemente esté en el camino correcto. Cuando las cutículas están cerradas, el agua se desliza sobre el cabello sano.

Puede probar el estado de tus cutículas colocando un puñado de cabello en un recipiente con agua. Las mechas saludables flotarán. El cabello dañado, por otro lado, tiene cutículas abiertas que permiten que el agua penetre y, por lo tanto, lo apelmace. Este peso hará que el cabello dañado se hunda.

La velocidad a la que se seca el cabello también es importante. Si tu cabello tarda un tiempo inusualmente largo en secarse, esto indica que es extremadamente poroso y está sujeto a un tratamiento excesivo.

Así que agradece a tu estrella de la suerte y continúa con tu rutina si tu cabello muestra en positivo alguno de estos signos. Pero si no es así no te preocupes. Conseguir un cabello sano no es necesariamente una tarea imposible. Puede recuperar su hermosa melena en poco tiempo adoptando hábitos de cabello saludables como el mencionado uso de un buen champú sin sulfatos, tal y como el que ofrece Dalire.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *